Aprender a aprender: la competencia más valorada por el mercado actual

Quienes toman el desafío de aprender a aprender logran entender su desempeño, mejorarlo y corregirlo si fuese necesario. Este aprendizaje se traslada más allá del ámbito personal al contexto laboral.

El mundo cambia vertiginosamente y la tecnología ha acaparado todas las áreas de la empresa. Cada profesional deberá estar predispuesto a capacitarse de forma constante  para obtener una visión global y estratégica de la compañía.

No hay que hablar de las empresas del mañana, hay que hablar de lo que necesitan las empresas hoy, porque los cambios constantes se están produciendo ahora.

Ya no alcanza con tener un gran conocimiento sobre el cargo que ocupa cada uno dentro de su área, por el contrario es necesario capacitarse para lograr una visión global y estratégica de la compañía en su totalidad.

Indudablemente una visión global se logra a través de una continua búsqueda de adaptación y aprendizaje, cualidades que se consiguen con permanente formación la cual genera el desarrollo del pensamiento crítico, creativo y analítico.

Aprender a aprender, se convierte entonces en una de las competencias más valoradas del mercado actual. Todo profesional que se anime a experimentar nuevos conocimientos y esté dispuesto a involucrarse en temas que “no le pertenecen” alcanzará a posicionarse de forma exitosa dentro de la empresa.

Durante décadas la fórmula de muchas empresas y por lo tanto de muchos profesionales fue sólo limitarse a sobrevivir en el mercado. Les alcanzaba  con “hacer lo esperado”, con “estar”. Hoy, un profesional que se limita a solo hacer lo que le dicen y lo que se espera de él, corre un fuerte riesgo de ser desplazado.

Algunas habilidades necesarias para Aprender a aprender en la compañía

  •         Buscar una capacitación permanente, mediante Especializaciones, Masters y diversas propuestas de grado y posgrado.
  •         Entender cada obstáculo como una oportunidad de éxito.
  •         Tener clara conciencia de las necesidades y procesos propios y de la empresa, para lograr identificar las falencias y poder trabajarlas.
  •         Ser capaz de asimilar nuevos conocimientos y habilidades de aprendizaje que impulsen a tener un conocimiento global de la empresa.
  •         Poseer un compromiso con la compañía, promoviendo el sentido de pertenencia y la confianza mutua con quienes poseen altos cargos.
  •         Potenciar el trabajo en equipo. No sólo participando de actividades internas sino extra laborales.
  •         Trabajar la autoestima y  la capacidad de aceptar el “fracaso” a partir de un error, así como el estrés que implica la rutina.

Recuerda: aprender a aprender es una competencia que nunca dejará de ser importante para el mercado, ya que es una constante exploración personal, profesional y también empresarial.

Artículos relacionados

Algunas ideas para el Post Covid

Algunas ideas para el Post Covid

Si el futuro todavía no se crea, no tiene mucho sentido tratar de imaginarlo, sobre todo en el medio de la tormenta, pero como humanos, nos [...]