Como la Pandemia cambio la manera de hacer negocios

Todos hemos leído o escuchado alguna vez que las crisis son oportunidades, para ello, tenemos casos reconocidos. Si nos vamos a la última pandemia a principios del S. XIX surgieron muchas empresas que hoy día son reconocidas corporaciones.

Si sabemos interpretar como los mercados han reaccionado y como las empresas están evolucionando para adaptarse a los cambios surgidos por la pandemia, está claro que estamos frente a lo que posiblemente sea un cambio de paradigma en el mundo laboral y de los negocios.

Una de las primeras señales es la rápida adaptación de las personas al trabajo remoto o Home office, un estudio de la universidad de Stanford señala que dos tercios del GDP/PIB de Estados Unidos generado en mayo del 2020 fue por personas trabajando desde sus hogares.  Si esto no es una señal relevante dada que es aún la economía mas grande del mundo, entonces no estamos siendo lo suficientemente astutos y observadores.

La manera en como las empresas que ofrecen una experiencia cara a cara con sus clientes o que requieren de que él se traslade a sus instalaciones tenderán a desaparecer sobre todo en aquellas economías donde la cuarentena a modo de encierre o toque de queda se hace mas prolongado sin un plan de contingencia que permita la continuidad de los negocios o al menos la transformación a lo digital. Será cada vez más común leer noticias sobre empresas cerrando como restaurantes, hoteles, cafeterías, y todas las que dependen de una experiencia presencial con sus clientes, ya no es una opción la transformación digital de los negocios, es una necesidad.

Las tecnologías disruptivas como la robótica o inteligencia artificial han encontrado su momento, gracias al distanciamiento social, la priorización de la salud de las personas que laboran con altos niveles de exposición como en hospitales, se observarán como estas empresas volverán sus miradas a automatizaciones mediante robots y IA. La pandemia no ha hecho más que acelerar este proceso, donde ya el instituto global de McKinsey en el 2017 estimo que para el 2030 podría afectar de 400 a 800 millones de puestos de trabajo.  Es importante que las personas se capaciten en estas tecnologías y otras áreas de oportunidad que estos nuevos modelos de negocios y tecnologías van abriendo paso en su camino.

El aumento de las reuniones virtuales, la productividad de las personas trabajando desde sus hogares ha puesto en cuestionamientos el modelo tradicional que veníamos conociendo y produciendo un aumento de la competitividad laboral por los puestos de trabajo.  Sin embargo, las empresas han notado que los horarios tradicionales y esquematizados no serán ya una norma rígida, inflexible y burocrática, donde encontramos que las organizaciones tendrán mayor apertura a flexibilizar los horarios, mejorar el balance de trabajo y vida personal. Los resultados están y la motivación es mayor, dando lugar a un incremento directo en la productividad a comparación de los modelos estructurados tradicionales.

Así como las experiencias al aire libre y los pagos sin contacto serán más comunes también vendrán consigo un cambio de cultura organizacional más optimizada y resiliente. Lo seguro es que estos cambios, para bien o para mal, vienen para quedarse y con ellos debemos de aprender a sortear los retos que esta pandemia trae para los negocios. Los empresarios debemos de ser mas abiertos a la adopción de nuevos modelos de negocios que contribuyan primero con la permanencia y segundo, fortalecer los lazos entre el liderazgo de la organización-colaboradores, como también con los clientes.    

 

Artículos relacionados

5 ganadores del Concurso Emprendedor

5 ganadores del Concurso Emprendedor

Estamos felices de anunciar los 5 ganadores del Concurso “Yo emprendo en casa con ADEN”. El miércoles 13 de Mayo, durante la Webinar de [...]